MÉXICO, socio más DÉBIL en el nuevo ACUERDO COMERCIAL del NORTE: Empresarios

El sector privado exigen al Gobierno Federal generar confianza, así como dinamizar la inversión, nacional y extranjera, para que México se más competitivos a nivel global.

El T-MEC y su entrada en vigor, a partir del próximo miércoles, toman a México debilitado; con la industria nacional a medio gas y con las consecuencias de la peor crisis de económica en casi un siglo, causada por la pandemia del Covid-19.

  • Especialistas advirtieron que el nuevo tratado, que pone fin a 25 años del TLCAN, no es una varita mágica; o una vacuna que sacará a México de la recesión y el decrecimiento de 6.5% a 12% del PIB, proyectado para 2020 por organismos financieros y bancos.

El presidente de la Comisión de Estudios Económicos de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamín), José Luis de la Cruz Gallegos, explicó México entra a la era del T-MEC débil y con varios focos rojos.

  • Indicó que la industria manufacturera, que controla 80% de las exportaciones que México realiza al mundo, suma 19 meses en recesión; además de caídas históricas mensuales y anules de 30.5% y 35.5% al cierre de abril pasado, generadas por la emergencia del coronavirus.

Advirtió que, debido al aislamiento social y la parálisis productiva de la pandemia, el sector industrial entra al nuevo acuerdo comercial “a la mitad o menos” de su capacidad instalada; lo que anticipa problemas de competitividad y producción.

CAMBIOS Y RESTRICCIONES DEL T-MEC

El especialista de la Concamin señaló que el primer cambio que plantea el T-MEC es que –a diferencia del TLCAN- no es un tratado de libre comercio; sino un acuerdo con múltiples restricciones y sanciones, en caso de incumplimiento.

Refirió que las nuevas limitaciones, restricciones y sanciones que impone el T-MEC, a partir del 1 de julio de 2020, afectan a la industria automotriz, farmacéutica, textil y producción de acero.

  • Destacó que el nuevo acuerdo impone reglas al comercio electrónico, sector energético y telecomunicaciones; que se incluyen por primera vez como parte central del intercambio económico de América del Norte.
  • Así como la vigilancia estricta de salarios, derechos laborales y libertad sindical en México; establecimiento de paneles de controversias y sanciones, en todas las áreas referidas; si nuestro país y sus empresas incumplen con lo pactado en dichos ámbitos.

FOCOS ROJOS EN EL T-MEC

El Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC) señaló que con la entrada del T-MEC se encienden cinco focos rojos para México:

  1. EU anunció que asignó 250 millones de dólares para revisar el cumplimiento de la reforma laboral, libertad sindical y salarios competitivos; y en su caso imponer multas, embargos, aranceles y hasta el cierre de la frontera a productos donde no se respeten tales puntos o provengan del trabajo infantil.
  2. La dependencia de México de los insumos intermedios de China, Vietnam o Corea; desde componentes electrónicos, partes o dispositivos eléctricos e insumos textiles; que pueden provocar que EU o Canadá acuse a las empresas mexicanas de triangular sus importaciones y causar daños comerciales.
  3. Imposición unilateral de aranceles, embargos o cierre de fronteras a productos o exportaciones mexicanas; bajo acusaciones de dumping (vender por debajo del precio de mercado o de producción). O por romper medidas fitosanitarias o sustentables; como sucedió con la guerra de atún, tomate y acero.
  4. Falta de una política industrial que ayude a los sectores productivos a reactivarse; salir de la recesión de 19 meses que enfrenan las manufacturas; y que eleve la productividad y competitividad de las exportaciones mexicanas.
  5. La ruptura entre el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador y el sector privado; en materia de inversiones, apoyo a empresas y preservación de empleos, debe resolverse para aprovechar las nuevas condiciones comerciales; que de no resolverse hará menos atractivo al país para la llegada de capitales.

“T-MEC SERÁ INSUFICIENTE POR SI MISMO”: COPARMEX

Gustavo de Hoyos Walther, presidente Nacional de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), comentó que el gobierno federal tiene que generar confianza para evitar que se siga perjudicando la competitividad de México.

El líder patronal aseveró que el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), puede ser de gran ayuda, pero necesita ser apoyado para que pueda funcionar de mejor manera en todas sus vertientes contempladas.

  • “El T-MEC es un gran instrumento, pero por sí mismo será insuficiente”, acotó.
  • Reiteró que se debe restablecer la confianza si no, va a ser muy difícil que el país atraiga inversiones y esto terminará por lacerar todavía más el desarrollo económico del país.

Sobre su proyecto “remedios solidarios”, dijo que es una ayuda gubernamental para las empresas que se vieron orilladas a cerrar, y que con esto podrán obtener un respaldo transitorio para poder pagar las nóminas a sus trabajadores.

Apuntó que también tiene previsto que se efectúe el “seguro solidario”, cuya estrategia se enfocaría en personas que quedaron desempleadas, para que durante seis meses tengan una aportación gubernamental de por lo menos un salario mínimo.

NECESARIO DINAMIZAR INVERSIÓN NACIONAL Y EXTRANJERA

La Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco Servytur), señaló que con la entrada en vigor del Tratado México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) el próximo 1 de julio así como el periodo de post pandemia, el país requiere de un entorno favorable para dinamizar la inversión, nacional y extranjera, a fin de ser más competitivos a nivel global.

  • En un comunicado, el organismo que dirige José Manuel López Campos dijo que México debe de aprovechar las nuevas condiciones del tratado comercial para la atracción de empresas interesadas en acceder al mercado norteamericano, por las nuevas reglas de contenido regional.

Sostuvo que el incremento en el intercambio comercial entre los tres países norteamericanos aumentaría la captación de inversiones, de divisas y contribuiría a la recuperación de los empleos perdidos por la pandemia del coronavirus, así como de la generación de nuevas plazas laborales mejor remuneradas.

  • Sostuvo que quedar fuera de la lista de los 25 países más atractivos para las inversiones, es una coyuntura en la que tiene más relevancia que el gobierno federal retome el programa de infraestructura pública con participación de la iniciativa privada.
  • “La participación de la iniciativa privada en los proyectos estratégicos de infraestructura pública permitiría realizar más obras sin cargo al erario, con la participación de empresas nacionales y extranjeras que considerarían a México como un destino atractivo para invertir”, expuso López Campos.

Para ello, consideró que es importante brindar las condiciones propicias de infraestructura, seguridad jurídica, marco regulatorio y un entorno favorable para la inversión. Señaló que hay interés en el mundo por México, por ello se requiere de acciones que generen la confianza que motive a que más empresas internacionales miren al país como una nación atractiva para invertir.

“Las inversiones contribuirán a la reactivación económica, a un mayor crecimiento productivo, que se convertirá en desarrollo con beneficios sociales, y con impacto en los niveles de bienestar a los que aspiramos para todos los mexicanos”, finalizó./Agencias-PUNTOporPUNTO

Recibe nuestro boletín informativo, suscríbete usando el formulario

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

¿Eres humano? * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.