32 ACTIVISTAS fueron ASESINADOS en 2019

A un año del asesinato de Samir Flores, su muerte es paradigma de por lo menos 32 homicidios de activistas en México durante 2019.

  • De acuerdo con un análisis de noticias publicadas realizado por EL UNIVERSAL, en 27 casos los asesinatos fueron a balazos y sólo en 12 hay detenidos.

En la revisión de las causas que defendían las víctimas se observa que 12 se dedicaban al área de derechos humanos y medio ambiente, 11 a derechos humanos y territorio, cinco exclusivamente a derechos humanos, una a urbanismo y tres a derechos humanos y la comunidad LGBT.

Siguen las amenazas

“No hay problema, de hecho, ya se va a echar a andar el gasoducto. Ya hubo una muerte en Morelos, sólo falta otra en Puebla”. Esa frase se clavó en la memoria de Miguel López. Asegura que se la dijo en septiembre un empresario del Parque Industrial Ciudad Textil en Huejotzingo, cuando fue con las autoridades ejidales a tratar un problema de unos cultivos. La referencia a Samir Flores, el activista asesinado hace un año en Amilcingo y el Proyecto Integral Morelos (PIM) es más que clara.

  • López, activista poblano de Zacatepec y que lleva años contra el gasoducto que atraviesa Morelos, Puebla y Tlaxcala, y la termoeléctrica del PIM, fue encarcelado el pasado enero durante seis días, acusado de obstrucción de obra, daños a vías de comunicación y uso de cocteles molotov en una protesta a finales de octubre por la instalación de un drenaje de aguas industriales desde ese parque al río Metlapanapa.

La Comisión de Derechos Humanos Puebla tiene abierto un expediente de queja por la dispersión de los manifestantes, llevada a cabo por la Guardia Nacional y la Policía Federal.

“El objetivo del PIM es la industrialización de la zona. Y con ello llegan las empresas, que para fabricar necesitan agua y energía”, razona, “en esta zona tenemos mucha agua. La extraen, la contaminan y no la tratan y la quieren devolver tóxica a nuestros ríos”. En el informe de Front Line Defenders sobre este río se habla de que “el PIM trae consigo un proceso de industrialización en su zona de influencia”.

  • Miguel no es el único activista y habitante de Zacatepec que ha sido amenazado. América, de 18 años y estudiante de música, ha recibido varias amenazas en directo y por redes sociales. “Me decían que ese proyecto iba a pasar, sí o sí, que dejara de participar en las protestas o estaba sentenciada.

“Me decían que me iban a descuartizar, que me iban a romper los dientes”, explica, enseñando capturas de pantalla de los mensajes, “tengo miedo de ir a la calle y que me pase algo”.

Al pasear por los alrededores del parque industrial, se ven y huelen las aguas fétidas que desbordan desde las naves hacia la carretera. Es un riachuelo metálico que, según los pobladores, se desbordan por la banqueta debido a que las dos lagunas de oxidación están a punto de reventar.
Alejandro Torres camina por la parte trasera del parque. Atraviesa unos campos y llega a una laguna del tamaño de una nave industrial. Es una de las dos lagunas de oxidación que hay, con agua de color metálico.

“Estas lagunas están cargadas de muchos metales pesados y oxidantes. Y como ya empiezan a desbordarse, quieren hacer un drenaje hacia el río Metlapanapa que no tiene los permisos de Conagua ni de Semarnat”, dice Alejandro. La obra del drenaje fue parada con un plantón y clausurada a fines de enero.

“En septiembre hemos sido amenazados de muerte por empresarios de la zona. Por teléfono, mensaje y de forma directa”, dice, “no es justo que nos maten por defender la vida”. El asesinato de Samir Flores les hace sentir más reales, más cerca, las amenazas./PULSOSLP-PUNTOporPUNTO

Recibe nuestro boletín informativo, suscríbete usando el formulario

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

¿Eres humano? * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.