Al borde del COLAPSO los albergues para MIGRANTES

Migrantes en Tijuana que esperan tener asilo en Estados Unidos operan a su máxima capacidad y será muy difícil respaldar a más personas que buscan cruzar al otro lado

imagen de internet

Los albergues en apoyo a migrantes en Tijuana que esperan tener asilo en Estados Unidos operan a su máxima capacidad y será muy difícil respaldar a más personas que buscan cruzar al otro lado, en caso de convertirnos en un tercer país seguro, afirmaron los presidentes de la Asociación Civil Regalando Amor, Gustavo Banda Aceves, y de Camino de Salvación, José Antonio Altamirano.

  • Según información de ContraRéplica, alertaron que el número de mexicanos que buscan asilo estadounidense está incrementado (por el momento un albergue aloja a 18 mexicanos, ocho adultos y 10 niños, quienes están a la espera de la entrevista que les permita obtener residencia en el país vecino), ellos “huyen de la violencia que hay en sus regiones, porque han sido desplazados por el crimen organizado”.
  • Ubicados en la ciudad de Tijuana, el albergue Regalando Amor es el más grande de la ciudad y actualmente aloja a más de 300 centroamericanos que están a la espera de un juicio de asilo en el país vecino. “Estamos realmente preocupados por las medidas que está tomando México con los Estados Unidos”, afirmó Gustavo Banda.
  • Indicó que la fundación, que es una iglesia conocida como “Embajadores de Jesús”, otorga alojamiento, vestimenta, alimentación y atención médica a migrantes de Honduras, Venezuela, Haití, Brasil, Chile, El Salvador, Guatemala y también de México, quienes han sido desplazados de su lugar de origen por la violencia que hay en sus territorios.
  • Agregó que el albergue se sostiene con recursos que provienen, incluso de asociaciones civiles de Estados Unidos.

Aproximadamente son más de 100 pesos, el costo diario por migrante para darles alimentación, alojamiento, vestimenta.

  • Aseguró que la comunidad migrante trabaja en empleos informales, ya que antes les proporcionaban una visa humanitaria, que les permitía ser contratados en fábricas, sin embargo, hoy se dedican a la albañilería o vendiendo cosas en las calles, sobre todos los haitianos, venezolanos, “empleos que no requieren documentos formales”, dijo.
  • Indicó que un juicio para saber si recibirán asilo por parte de los Estados Unidos lleva entre dos a cinco años, con periodos de espera entre dos a tres meses, “los traen vuelta y vuelta. Creemos que lo hacen para que se cansen y deserten en su idea de vivir al otro lado”.

Explicó que cuando un migrante llega a las instalaciones de Chaparral, “el Grupo Beta tiene encargados que les dan un número para acudir a la cita, y tienen que esperar meses; de tal manera que si hoy llegan personas, que es junio, pasarían hasta octubre y seguramente los traerán vuelta y vuelta”, acotó.

Adelantó que en julio próximo será la apertura de un nuevo refugio que se conocerá como Little Haití, para atender a 500 personas más y contará con baños, comedor, y alojamiento, “los gobiernos municipales y estatales no apoyan en absoluto a los albergues, tenemos que ser autosuficientes y autosustentables”, acotó.

El albergue Camino de Salvación, que también es una iglesia evangélica, otorga vivienda a máximo 50 migrantes centroamericanos y también estará imposibilitado para dar más apoyo si se cumple la amenaza de retornar a cerca de 50 mil migrantes, como estima el Gobierno mexicano, dijo su presidente, José Antonio Altamirano.

Coincidió que es alto el número de mexicanos que huyen de la violencia principalmente de Guerrero, Michoacán, Jalisco, Colima. “El problema es que lamayoría de albergues son para los centroamericanos, y muy pocos los reciben”./CONTRAREPLICA-PUNTOporPUNTO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

¿Eres humano? * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.