Alertan EXPERTOS: México superará 31 MILLONES de empleados con SALARIOS PRECARIOS

La considerable pérdida de empleos debido a la pandemia afectará severamente el crecimiento económico del país, la productividad y el ingreso de los hogares, señaló Moody’s en un reporte.

El número de la población en la informalidad corre el riesgo de llegar a niveles superiores a los previstos por la crisis de Covid19, advierten especialistas. Expertos consideran que el presupuesto de egresos del próximo año debe atender esta problemática, pues son personas vulnerables al virus y a los efectos negativos de la recesión.

Los empleados informales son los más sensibles ante la emergencia sanitaria y la desaceleración económica, ya que no cuentan con seguridad social y sus ingresos son menores que los de empleos formales, destaca el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) en sus recomendaciones para el proceso presupuestario de 2021.

  • Las medidas implementadas por el gobierno deben responder a las necesidades de los mexicanos, particularmente de aquellos en mayor vulnerabilidad, ya que la crisis puede provocar el crecimiento del mercado laboral informal, llevándolo a ser mayor al previo a esta crisis, agregaron especialistas del consejo.
  • Luego de la reapertura de la economía, el empleo informal se recupera más rápido que el formal, para llegar a 27.3 millones de trabajadores, al pasar de 47.7%, en abril, a 54.9% en julio, de la población ocupada.

Especialistas calculan que se sumarán a la informalidad más de 3.7 millones de personas, superando los 31 millones que existían antes de la pandemia.

  • En promedio, el ingreso de trabajadores formales duplica el de empleados informales, 9 mil 163 pesos contra 4 mil 507 pesos, indican datos del Inegi.
  • A julio de 2020 había 29.7 millones de trabajadores sin acceso a servicios de salud, 2.4 millones más que carecen de los servicios en plena crisis sanitaria.

Grave enfermedad

“Con la informalidad no hay seguridad laboral, prestaciones, atención médica, fondo de pensiones, no hay nada. Hay subempleo y salarios precarios”, arma Mónica Flores, presidenta de ManpowerGroup Latinoamérica, firma global especializada en subcontratación.

“Entre menos apoyos se den a la generación de empleo formal, entre menos incentivos se tengan para la inversión, desde confianza hasta apoyos fiscales, más gente tendrá que moverse por necesidad a la economía informal”, agregó la directiva.

  • El repunte del empleo informal se debe en parte a que los sectores más intensivos en mano de obra están limitados a operar de 30% a 35% de su capacidad, como el turismo, hospedaje, restaurantes y bares, explica Raymundo Tenorio, profesor del Tecnológico de Monterrey.

Clase media endeble

El Coneval prevé que 10 millones que no estaban en condición de pobreza, se pueden incorporar a ese sector. El consejo alerta que personas de la clase media pasarán a ser pobres por sumarse a la informalidad, por no tener un ingreso formal que le dé los mínimos de bienestar, opina el académico.

  • “Vamos a acabar con una tasa de informalidad mayor que la de los últimos años, cuando la lucha ha sido por reducir este problema”, dice Elías Micha, director de Talentia MX.
  • “Se vienen perdiendo plazas formales y eso es muy doloroso, porque el tema de la seguridad social está presente ahora más que nunca”, agrega.

Enfrentar el problema de la informalidad en estos momentos es muy difícil, porque es un obstáculo de muchos años de no haber tomado las medidas necesarias, comenta Mónica Flores.

Para Raymundo Tenorio, es necesario un programa contracíclico para enfrentar la recesión, no basta con la inercia del T-MEC, y si la estrechez del presupuesto limita el gasto, pues que se abra camino a la iniciativa privada a través de incentivos.

Tiene México tasa extendida de desempleo de 30.5%: Moody’s

La considerable pérdida de empleos debido a la pandemia afectará severamente el crecimiento económico del país, la productividad y el ingreso de los hogares, señaló Moody’s en un reporte.

  • Cálculos de la calificadora indican que la tasa de desempleo, que las cifras oficiales ubicaron en 4.7% en abril, en realidad es de 30.5%, muy cerca del empleo formal, estimado en 36%.
  • La pérdida de empleos sobre todo formales afectará a toda la economía en una especie de efecto en cadena, pues al dañar el gasto de los hogares impactará a los fabricantes de productos de consumo duradero y vivienda.

Esto debilitará la cartera de crédito de los bancos, que ante ello rehuirán financiar el consumo, pese a sus altos márgenes, y, en última instancia, tendrá efectos en la recaudación del gobierno federal y los gobiernos estatales.

Añadió que, de por sí, la fuerza laboral del país ya mostraba una tendencia de disminución desde 2018, luego vino el cierre de actividades por la crisis sanitaria y ahora una incipiente recuperación depende del fortalecimiento de la demanda en Estados Unidos y, a final de cuentas, de la aparición de una vacuna contra el Covid-19.

“Mientras que el reinicio de labores y la recuperación económica de Estados Unidos beneficiarán al sector manufacturero (de México), no es factible que el sector de turismo se recupere hasta que exista una vacuna o tratamiento efectivo para el virus que se encuentre ampliamente disponible“, apuntó Gersan Zurita, vicepresidente senior de Moody’s y coautor del reporte.

Zurita añadió que la pérdida de empleos formales será más evidente en manufactura y turismo, y esto afectará la demanda de otros sectores más dependientes del consumo como lo son el de vivienda y bienes duraderos.

  • La recuperación del empleo en México tomará más tiempo que en Estados Unidos, donde el gobierno gasto intensamente para conservar los empleos, mientras que México ha tenido una respuesta muy modesta a la crisis en este sentido, no sólo comparada con sus socios del norte, sino incluso con Brasil y Chile, que invirtieron para reforzar el ingreso de los hogares y prevenir que la pérdida de empleo condujera a la quiebra de empresas, señala Moody’s.

Pese a que las cifras oficinales en México apuntan a una incipiente reactivación del empleo en julio, la recuperación será lenta y prolongada debido a que la crisis provocada por la pandemia se combinó con una disminución del empleo formal que viene desde el segundo semestre de 2018.

La fuerza laboral de México es de por sí reducida, dice la calificadora. Las cifras y clasificación oficial para medir el empleo indican que de los 95.6 millones de personas en edad de trabajar, 45.4 millones son económicamente activos y 50.2 millones no ofrecen sus servicios al mercado laboral, mientras que sólo 36% tiene un empleo formal.

De ese modo, el desempleo oficial fue de 4.7% en abril, calculado sobre los 45.4 millones de personas económicamente activas, dice Moody’s.

  • Sin embargo, a juicio de la calificadora, este indicador no refleja el deterioro del mercado de trabajo que se produjo con el confinamiento, dado que el número de quienes se identifican como económicamente activos se redujo en 12 millones, o cerca de 20%, mientras que el segmento de población en edad de trabajar (de 15 años en adelante), pero no económicamente activos alcanzó 11.5 millones.

Moody’s dice que la tasa extendida de desempleo en México, calculada luego de sumar a los desempleados dentro de la población económicamente activa y a los identificados como en edad de trabajar, pero no activos económicamente, y dividir ese número entre el total de población en edad de trabajar, fue de 30.5% en junio.

En tanto, el empleo informal, definido como las personas que obtienen su ingreso en el día a día a través de actividades informales, representa cerca de 60% del desempleo total./Agencias-PUNTOporPUNTO

Recibe nuestro boletín informativo, suscríbete usando el formulario

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

¿Eres humano? * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.